El cultivo propio marca la diferencia

El principal valor de Imperio es el disponer de cultivos propios. Una estrategia marcada desde los inicios, que hace únicos nuestros productos, además de garantizar una capacidad para satisfacer la demanda de nuestros clientes.
Junto con una producción propia, contamos con un equipo humano con larga experiencia en todo el proceso de cultivo. Desde la siembra hasta la recolección, un proceso madurado a lo largo de los años, que nos ha permitido desarrollar métodos propios que marcan la diferencia en nuestros productos.
Tanto en ajos como en cebollas, trabajamos con variedades tempranas y tardías, que nos permiten dar un suministro continuo a lo largo del año. Con respecto al ajo, cultivamos el tradicional ajo morado español, ajo ecológico, así como otras variedades acordes con las preferencias de los consumidores. En cuanto a la cebolla estamos a la vanguardia de las variedades que demanda el mercado. Progresivamente el cultivo de cebollas va creciendo debido al aumento de la demanda por parte de los clientes, que han confiado en nuestro saber hacer.